0
Shares
Pinterest Google+

El Teatro La Capilla se transforma en un ring que presenta una ardua pelea entre un excampeón de lucha, un mánager sediento de dinero y un pueblo chico cuyo infierno es grande. Este ring no se limita a presenciar una ficción con tintes de comedia, también se convierte en un escenario en donde el actor se desviste de su personaje para hacer un estudio de la propia obra en que actúa. Quienes Están a Tu Lado, escrita y dirigida por Angélica Rogel y estelarizada por Juan Carlos Medellín y Fernando Villa deambula entre la realidad y la ficción para indagar sobre la pertinencia de tomar riesgos o vivir a la deriva.

Basada en el cuento Jacob y el otro, escrito por el uruguayo Juan Carlos Onetti, esta puesta en escena relata la historia de Orsini y Jacob van Oppen, el primero es un representante estafador; el segundo, un excampeón internacional de lucha. Ambos viajan de pueblo en pueblo presumiendo la fortaleza de Jacob y retan a los más valientes a soportar tres minutos en el ring con el campeón a cambio de cinco mil pesos. Jacob van Oppen jamás ha sido derrotado, por lo que los bolsillos de Orsini se llenan en cada viaje.

Todo cambia cuando Jacob y Orsini llegan al pueblo de Santa María, en donde Mario, un hombre sumamente fuerte, acepta el reto. Al ver la lozanía de Mario y su indudable fortaleza, Orsini ve peligrar por primera vez el invicto de su campeón, así que intenta detener a toda costa la pelea. El orgullo de Jacob, azuzado por el alcohol, la negativa a negociar por parte de la cruel novia de Mario y la vigilancia extrema de la prensa local intentarán impedir que Orsini rompa el trato. El día de la pelea llega y un evento inesperado y emocionante sucede.

Quienes Están a Tu Lado es una obra que interpela directamente al público, si bien la trama principal se ciñe al cuento de Jacob y el otro, con algunas adaptaciones en cuanto al diálogo para acercarlo al público mexicano, esta puesta en escena fragmenta la ficción y en múltiples ocasiones expulsa al espectador de su comunión con la fantasía para llevarlo al plano de la realidad en donde se comenta la obra que están viendo en tiempo real y se juzgan las decisiones de los personajes que por instantes se quedan petrificados ante el espejo de la realidad.

Los actores se desvisten de su personajes, toman conciencia de sí mismos y realizan un análisis de la obra que están presentando, critican el actuar de sus propios personajes, se desvisten ante el público y desnudan la puesta en escena para evidenciar el costo económico y sicológico que implica crear una fantasía de la que serán expulsados. Es interesante ver cómo Juan Carlos Medellín y Fernando Villa cuestionan a sus personajes, dialogan con ellos y los enfrentan, pero al final no logran desembarazarse por completo de ellos.

La dualidad entre personaje y actor se divide por instantes, pero el vínculo indisoluble que los une los condena a tener paralelismos entre su vida real y la ficción representada. A pesar de que la trama de la obra se rompe para dar pasos a estos espacios de cuestionamiento, el ritmo de la obra se mantiene, ello gracias a que los actores interactúan con el público, crean con ellos el espacio ficticio y real, los cuestionan, los escuchan, los implican.

La historia de Jacob y Orsini se desborda en el escenario, su conflicto transgrede las barreras de la ficción y contagia a los actores que prestan el cuerpo a unos personajes que se han adueñado de ellos. Quienes Están a Tu Lado es un juego de autoconciencia, la trama ficticia es un pretexto para que el público cuestione su presente, para que analice si está tomando riesgos y si en la vida vale arriesgarse. 

Juan Carlos Medellín y Fernando Villa dan cátedra de actuación al interpretar a un sinnúmero de personajes con tonos y matices distintos que comparten un pequeño espacio. Se apropian de la esencia de los personajes ideados por Onetti y se adueñan de ellos. Quienes Están a Tu Lado se presentará los lunes del 9 de mayo al 27 de junio de 2022, a las 20:00 horas en el Teatro La Capilla.

   
Artículo Anterior

La persona deprimida

Artículo Siguiente

LO SOBRESALIENTE DE RAMI MALEK

No hay comentarios

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.