0
Shares
Pinterest Google+

Un grupo de ballenas nada en libertad por las aguas que conforman el mar de Cortés. En sus costas, un león marino protege su harén de machos oportunistas. Más al sur, en Michoacán, las mariposas monarcas visten los árboles con sus majestuosas alas. En Oaxaca, una tortuga culmina su pasado viaje y oculta en la arena decenas de huevos que, con suerte, retornarán al mar con su madre. Un remolino de murciélagos busca resguardarse en una oscura cueva, intentando pasar desapercibidos de las serpientes que los acechan. 

México, con su riqueza natural, es testigo de estas, y más, escenas memorables protagonizadas por animales tan fascinantes como poderosos. Todos ellos tienen una cosa en común: son nómadas. En el marco del Festival Luz de Otoño, el director mexicano Emiliano Ruprah presentó su documental Nómadas, en el que hace un recorrido por los rincones más bellos e ignotos de México para retratar la vida de los animales que año con año deciden viajar a este país para reproducirse, escapar del crudo invierno, encontrar pareja o alimentarse.

Ya sean unos flamencos que protegen y crían a sus neonatos, una horda de cangrejos que flotan por los mares intentando alimentarse, orugas mutando en deslumbrantes mariposas o roedores alimentándose bajo el cobijo de la noche desértica, no existió barrera o impedimento insalvable que les bloqueará su llegada a México. No importa la distancia recorrida, el lugar de procedencia, la especie o el tipo, todos y cada uno de ellos pudieron establecer un hogar, fundar una familia u obtener recursos suficientes para su supervivencia, en un país que los acogió con una riqueza y diversidad natural como pocas en el mundo. 

Nómadas, producido por Paula Arroio, más que un documental genérico sobre la vida animal en nuestro país, es un retrato de lo absurdo que resultan las barreras imaginarias que el ser humano ha designado con el nombre de fronteras. Este documental habla de la libertad inherente que tienen todos los seres vivos para reclamar un espacio, un lugar u una vida idóneas para subsistir, sin tener que sujetarse a muros que les bloqueen el paso a una vida digna.

Con una estética y cuidada fotografía el documental hace partícipe al espectador de momentos íntimos y sublimes de aquellos animales que decidieron establecerse en el país y no fueron obstruidos por decisiones políticas. La narrativa del documental ayuda a establecer contacto y empatía por esos seres que son mostrados en el esplendor de esa naturalidad y certidumbre que la libertad obsequia. 

Este documental también busca ser una constancia de la belleza inherente a la naturaleza y la responsabilidad que tiene el ser humano para preservarla antes de que sea tarde. Alejándose de un discurso maniqueo o pesimista, Nómadas se decanta por generar conciencia a través de la exposición de imágenes que pudieran parecer oníricas, pero que son la prueba de lo sublime de la naturaleza, lo absurdo de las fronteras y lo necesidad perenne de cuidar el medio ambiente. Nómadas es un registro de la riqueza que posee México como lugar fértil para recibir a cientos de especies que realizan largos y tortuosos trayectos para ser partícipes de los beneficios que esta tierra fecunda posee. Este documental es un retrato del poder y belleza de una vida natural que intenta no sucumbir ante las decisiones irresponsables de los seres humanos que ignoran testimonios como el que Nómadas presenta.

   
Artículo Anterior

Monica Bellucci

Artículo Siguiente

Víctimas del Dr. Cerebro: 30 años de trayectoria

No hay comentarios

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *