1
Shares
Pinterest Google+

Nacido el 31 de mayo de 1930 en San Francisco, California, Clinton Eastwood Jr. tuvo numerosos empleos durante su juventud, tales como repartidor de periódicos, empleado de tienda, bombero forestal y caddie de golf. Sin embargo, durante su reclutamiento militar de 1951, su avión se quedó sin combustible y estrelló en el mar, obligando a Eastwood y al piloto a escapar y nadar 3,2 kilómetros hasta la costa. Esta historia es uno de los mejores ejemplos de la clase de hombre en el que se convertiría. 

Comenzó su carrera con papeles pequeños, en series como Maverick (1957-1962) y películas como Revenge of the creature (1955. Dir. Jack Arnold) y Tarantula! (1955. Dir. Jack Arnold). Siendo un papel secundario en Rawhide (1959-1965) su primer trabajo medianamente relevante. 

Tras el fin de la serie, el joven actor se encontraba a la deriva, pero llegó a su puerta la oportunidad de lo lanzaría a la inmortalidad. Con la trilogía del dólar de Sergio Leone, Eastwood se convirtió en el vaquero definitivo para toda una generación. Per un pugno di dollari (1964), Per qualche dollaro in più (1965) y Il buono, il brutto, il cattivo (1966) reinventaron el mito americano, reemplazando la bondad por violencia bruta y al héroe por el antihéroe cuestionable. 

Con el dinero y el cariño de la audiencia generado por la trilogía, el histrión ahora tenía libertad para escoger más y mejores proyectos. Lo que lo llevó a crear su propia productora, Malpaso Productions, para posteriormente dirigir su primera película, Play Misty for Me (1971).

Su carrera lo llevó a encarnar aún más personajes icónicos, como Harry el Sucio en la saga Dirty Harry (1971. Dir. Don Siegel), Magnum Force (1973. Dir. Ted Post), The Enforcer (1976. Dir. James Fargo) y Sudden Impact (1983. Dir. Clint Eastwood). Igualmente, consiguió el respeto de la crítica con su dirección en cintas como Unforgiven (1992), The Bridges of Madison County (1995), Mystic River (2003), Million Dollar Baby (2004) y Sully (2016). 

Con más de 60 años de trayectoria y 90 años de edad, Clint Eastwood es uno de los mayores representantes de la historia fílmica estadounidense, detrás y delante de las cámaras. Actor, productor y director consumado y maestro de las “películas de papá”, Eastwood continuará incursionando en todo tipo de géneros: drama, musical, suspenso, y lo que se pueda presentar.

   
Artículo Anterior

¡Efectos Secundarios!

Artículo Siguiente

The amazing Holland

No hay comentarios

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *