0
Shares
Pinterest Google+

De todas las extravagancias que he tenido la suerte de ver en el cine, mi consentida es Fear and Loathing in Las Vegas.

Esta pesadilla lisérgica nos narra una serie de pasajes (más o menos coherentes) que vivió el periodista Raoul Duke (alter ego de Hunter S. Thompson, famoso escritor y guionista de la película) y su paso por Las Vegas para cubrir un evento de… no recuerdo de qué coño era el evento y realmente no importa.

El film fue dirigido por Terry Gilliam, emperador del gag, dios del insulto inteligente, “padrote” de la gamberrada… El ex Monty Python puso en marcha sus enormes poderes narrativos (y su mala leche), para crear una película única en el cine moderno. Descarada, mugrosa, misógina, junkie, racista, libre. Un auténtico “putazo” para estas épocas donde lo políticamente correcto lo es todo… la amo.

Johnny Depp y Benicio Del Toro (en los protagónicos) lo bordan con asqueroso talento, a través de su don innato para la rareza, los actores nos regalan algunos de los momentos más hilarantes del cine de los noventa. El “pasón” con mescalina, las alucinaciones reptilianas, los problemas en el territorio de murciélagos…

Del cine de Gilliam, siempre me ha fascinado su falta de piedad para decir la verdad, uno de los cómicos más importantes de la modernidad, es también uno de los cronistas más crueles e inmisericordes del cine. En la actualidad, el estilo de Terry es necesario.

Como crítico, Fear and Loathing es uno de mis postres predilectos, como persona, la película posee un significado igual de especial. Junto con The Big Lebowski, la cinta de Gilliam es pináculo de una de las amistades más longevas y apreciadas que tengo. Con Rorro (AKA Rodrigo Munguía, ¿o es al revés?) aprendí  a ver el cine como un arte donde la inteligencia y el entretenimiento no se separan;: un lugar para celebrar las vulgaridades, lo ordinario, lo surrealista, lo soez, lo escatológico, lo ridículo y lo ofensivo. Rorro… Demasiado extraño para vivir, demasiado raro para morir.

El cine pues, como un espacio donde aún existe la libertad de decir lo que se te da la gana, sin temor a ser condenado por la policía del pensamiento del siglo XXI: los defensores de la inclusividad.

Este es un homenaje a los 20 años de Fear and Loathing in Las Vegas, un homenaje a mi eterno compañero de la risa sarcástica, un homenaje a mi revista (que me permite expresarme) y sobre todo, un homenaje a nuestro derecho de decir lo que nos venga en gana.

  • Fear and Loathing in Las Vegas
  • Estados Unidos, 1998
  • Director: Terry Gilliam
  • Guión: Tony Grisoni, Terry Gilliam (Novela: Hunter S. Thompson)
  • Con: Johnny Depp, Benicio del Toro, Craig Bierko, Tobey Maguire
  • Duración: 118 minutos.
   
Artículo Anterior

Ciudadanía Intermitente: ¿hasta cuándo?

Artículo Siguiente

Dumbo: trailer

No hay comentarios

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *