0
Shares
Pinterest Google+

Como parte de la programación del Festival Internacional de Cine de Morelia, se presentó Beatriz at Dinner, un filme que se acaba de estrenar en la cartelera nacional y que cuenta con el protagónico de Salma Hayek.

Dar una sinopsis de Beatriz at Dinner es tan bizarro como ver la película en sí. Beatriz es una “sanadora” -enfermera- originaria de México que trabaja en un hospital de oncología y que atiende, de vez en cuando, a la madre de una familia acaudalada. En una de sus visitas a la mansión, Beatriz es obligada a quedarse tras la descomposición de su vehículo para convivir durante la cena con un grupo de malévolos y frívolos millonarios.

Salma Hayek

Hasta aquí todo es medianamente normal y predecible, al parecer, asistiremos a una película donde la sensible, pobre y espiritual migrante le dará una lección de ética al grupo de gringos materialistas. Conforme la cena avanza, la película se torna surrealista en su desarrollo, sobre todo en la evolución de su protagonista.

El filme tiene a su favor una extraña comicidad, esa misteriosa hilaridad que produce el humor involuntario. Como en las obras de Ed Wood, es imposible enojarse con una película que te roba -¿queriendo o sin querer?-, varias carcajadas a lo largo de su visionado.

La presunta profundidad espiritual del argumento, la intensidad histriónica, las risibles ensoñaciones y la cara deslavada y atormentada de Salma Hayek, son carnada para risas interminables.

Beatriz at Dinner no tiene malas intenciones e incluso cuenta con un par de actuaciones rescatabales -un muy digno John Lithgow salva varias escenas-. El trabajo de Salma Hayek no es malo, simplemente ha sido presa de un guión incoherente en sus intenciones de ser elevado.

John Lithgow

Miguel Arteta, director de la película, forjó su carrera dirigiendo capítulos de series televisivas de medio pelo. Famous in Love, Grace and Frankie y Getting On son algunas de las obras que desfilan por su débil currículum. Muchos de los tics narrativos de las sitcoms televisivas se dejan ver durante la película, la falta de experiencia de Arteta sin duda se palpa a lo largo de todo el metraje.

Ay Beatriz, me es imposible molestarme contigo, tu capacidad para hacerme reír es casi tan grande como tu torpeza artística.

La película ya se encuentra en salas mexicanas.

 

  • Beatriz at Dinner
  • Estados Unidos, 2017
  • Director: Miguel Arteta
  • Guión: Mike White
  • Con: Salma Hayek, Chloë Sevigny, Connie Britton, John Lithgow
  • Duración: 79 min.

 

   
Artículo Anterior

Paul McCartney, la estrella

Artículo Siguiente

El castillo de cristal

No hay comentarios

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *